Celebró sus XV años con Cruz Azul




396879_451341128261110_469697226_n

Rocío Yelitza

@rocioyelitza

15 años sólo se cumplen una vez en la vida, además de ser un momento muy especial por la transición de niña a mujer. Para Ximena, una fiel pambolera de Cruz Azul, la celebración fue de una forma diferente, pues no se trató del vestido ampón, ni de la misa, chambelanes, etc., sino que gracias a la ayuda de su hermana, Ximena cumplió uno de sus más grandes sueños.

¿De qué se trata? Pues la quinceañera pudo ver de cerca a sus ídolos cementeros en un entrenamiento dentro de las instalaciones de La Noria, tomarse fotografías y convivir un rato con ellos.

Además, su hermana le hizo un emotivo y divertido video en el cual se puede observar cada momento que Ximena vivió dentro de las instalaciones celestes.

En el mundo de las Pamboleras hay de todo, pero nunca nos había tocado ser testigos de una celebración de XV años tan apegada al fútbol, y que seguramente nuestra amiga jamás olvidará.

¡Muchas felicidades Ximena!

¿Quieres ver cómo celebró Xime? Aquí está el video:

¿Y las fotos? ¡Pues aquí están!

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Los nombres más feos del fútbol mexicano

Rocío Yelitza

Twitter: @rocioyelitza

Dentro del balompié de nuestro país, hay nombres que son poco comunes entre la sociedad que está acostumbrada al típico Jesús, José, Javier, Pedro, etc., y hoy te presentaremos algunos de ellos.

Para iniciar, ¿Yosgart? El portero sinaloense de Cruz Azul lleva ese nombre, e incluso su pequeño hijo también se llama igual. Yosgart es un nombre de origen nórdico, el cual significa “el que nada teme”. Esperamos que “Yos”, como lo llaman sus fans, no tema nada, pues tiene a un porterazo encima de él como Jesús Corona.

yos

Y ya que estamos por los rumbos de La Noria, ¿cómo ven al nuevo refuerzo Teófilo Gutiérrez? Mejor lo dejamos en Teo, ¿no? Pues Teófilo significa “el amigo de Dios”, y es de origen griego. Pues el colombiano tiene fama de ser muy agresivo, por eso esperamos que se de cuenta del significado de su nombre y mejor sea amigo de todos.

99903_ampliada.jpg_a82c004e689d062977f6ccdecc1aa8f6

 

Ya en los rumbos de Coapa, nos encontramos al joven Ventura Alvarado, quien poco a poco va consolidándose dentro del equipo de Miguel Herrera. Ventura significa “de buena suerte”, y su origen es italiano. Ojalá esa buena suerte se contagie en el vestidor americanista.

n_club_america_ventura_alvarado-5262018

¿Y en Tijuana? Que tal Leandro Augusto, cuyo nombre es de origen griego y significa “el protector”.

200px-Leandro_Augusto

Los Diablos Rojos del Toluca no se quedan atrás, y con Marvin Cabrera también tienen un nombre poco común (por no llamarle extraño, feo). Marvin significa “guerrero protector del mar”, todo lo contrario al infierno, así que su nombre puede resultar irónico para el diablo.

foto-marvin-cabrera-10-CABRERA-300x266

 

Ojalá los nombres que sus padres les dieron al nacer sean de su agrado, pues la mala noticia es que sí desean cambiarlo por otro, deben entrar a un juicio que suele durar años, además de cumplir muchos requisitos que son pérdida de tiempo.

Piensen bien qué nombre le pondrán a sus hijos.

El color de Cruz Azul vs Chivas

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Rocío Yelitza (Twitter @rocioyelitza)

El Estadio Azul mostraba una de sus mejores entradas de la temporada, y no era para menos, pues Chivas era el visitante.

Tarde sin mosaicos, pues la Federación Mexicana de Fútbol los ha prohibido por cuestiones de seguridad.

El inmenso calor no logró apagar la emoción que destilaban los miles de aficionados cementeros que se dieron cita, como cada quince días, para apoyar al equipo de sus amores.

Comenzó el partido, y con ello, los cánticos para apoyar a tanto a Cruz Azul como a los visitantes.

Cabe mencionar que en las tribunas había gente de los dos bandos sentada en la misma zona, lo que fue motivo para realizar bromas entre ellos, lo cual provocó un momento muy ameno entre los asistentes al partido.

El dominio de balón por parte de los Celestes cada vez era más evidente, pero pese a ello, en el minuto 35, el ánimo de la tribuna cayó, gracias al gol de las Chivas.

Terminó el primer tiempo, pero los cementeros gritaban que el gol del empate estaba por llegar.

Iniciaron las acciones del segundo tiempo, y con el ingreso de Javier “Chuletita” Orozco, las llegadas fueron más concretas para así anotar dos goles que fueron anulados. La afición estalló en cólera en contra del árbitro, llamándolo ¡…ulero!, y aplaudiendo el esfuerzo de Orozco.

La algarabía se hizo presente en la tribuna cuando, por conducto de Edixon Perea, Cruz Azul anota el gol del empate.

Muchas llegadas, muchas porras para los 2 equipos y mucha ilusión mostraron los asistentes durante las últimas acciones del encuentro.

Los cementeros salieron molestos con el árbitro, pero satisfechos con el accionar de los de La Noria.